El origen de la iglesia católica

Publicado: 4 julio, 2016 de muggythrull en Curiosidades, Historia, Religión

El origen de la iglesia católica

Si nos vamos a Wikipedia, el significado de Iglesia Católica es el siguiente:

La Iglesia católica  (en latín: Ecclesia Catholica) es la Iglesia cristiana más numerosa.

Se considera a sí misma un «sacramento», un «signo e instrumento de la unión íntima con Dios y de la unidad de todo el género humano», por cuanto ella misma se declara fundada por Cristo. Está compuesta por 23 iglesias sui iuris que se encuentran en completa comunión con el Papa y que en conjunto reúnen a más de 1200 millones de fieles. Se trata de una comunidad cristiana que se remonta a Jesús y a los doce apóstoles, a través de una sucesión apostólica nunca interrumpida, también compartida con la Iglesia ortodoxa.”

Como vemos, la Iglesia Católica sostiene que su origen se encuentra en la muerte, resurrección y ascensión de Jesucristo. La iglesia Católica se proclama a sí misma como la Iglesia por la que murió Jesucristo, la Iglesia que fue establecida y construida por los apóstoles. ¿Es ese realmente el origen de la Iglesia Católica?. Veamos.

Si indagamos en el Nuevo Testamento y vemos la enseñanzas de Jesús, este, en ningun momento dijo nada de construir edificios para poder rezar a Dios. Es más, él mismo lo hacía en cualquier sitio, al aire libre.

Por otro lado, en el Nuevo Testamento, no hay mención del papado, la veneración o adoración de María, la creación de Santos, la sucesión apostólica, las ordenanzas de la iglesia funcionando como sacramentos, el bautismo infantil (recordemos que Jesús se bautizó a los 30 años), la confesión de pecados a un sacerdote, el purgatorio, las indulgencias, o la autoridad paralela de las tradición eclesiástica y la Escritura. Así que, si el origen de la Iglesia Católica no se encuentra en la enseñanzas de Jesús y sus apóstoles, como están registradas en el Nuevo Testamento, ¿cuál es el verdadero origen de la Iglesia Católica?

constantino340c

Constantino El Grande

Durante los primeros 280 años de la historia cristiana, la cristiandad fue prohibida por el imperio romano, y los cristianos fueron terriblemente perseguidos. Esto cambió después de la “conversión” del emperador romano Constantino. Él “legalizó” el cristianismo en el Edicto de Milán en el año 313.

Después, en el 325 d.C. Constantino convocó al Concilio de Nicea en un intento por unificar la cristiandad. Constantino visualizó el cristianismo como una religión que pudiera unir al Imperio Romano, el cual en ese tiempo comenzaba a fragmentarse y dividirse. O lo que es lo mismo, legalizó el cristianismo porque Roma se iba al carajo. Recordemos que los romanos adoraban a diferentes dioses y no todo el mundo adoraba a los mismos. Los cristianos adoraban a uno solo, por lo cual, todos adoraban al mismo. No había discusiones entre ellos sobre quién era el auténtico y verdadero.

nicea2

representación del concilio de Nicea

Constantino tenía una idea buenísima, pero él mismo no la quería poner en práctica. Constantino siguió con muchas de sus creencias y prácticas paganas. Por lo cual, sus seguidores hicieron lo mismo. Así, la iglesia cristiana que Constantino promovió era una mezcla del verdadero cristianismo con el paganismo romano.

La extensión del Imperio Romano implicaba una gran cantidad de pueblos con sus propias deidades y claro, cambiarles ahora sus creencias suponía un problema para el Emperador. ¿La solución? Mezclar el paganismo con las creencias cristianas, como por ejemplo:

 

El culto a María proviene del culto a Isis.

 

isis_vs_mariaA Isis, la madre diosa egipcia, se la denominaba “Reina del cielo”, “Madre de Dios” o “Theotokos” (en griego, quien dio vida a Dios). Todos estos apodos fueron absorbidos por el cristianismo, sustituyendo a Isis por Maria.

Maria obtuvo un papel más importante dentro de la fe cristiana, mayor incluso que el que se relata en la Biblia. Es más, de ser un personaje al que había que venerar, ¿no lo habría dejado dicho el propio Jesús? Por lo cual, sí se venera a la madre de Dios, al cambiar la fe de los adoradores de Isis, no les sería difícil adoptarla.

 

Copia del Mitraísmo.

 

690px-tauroctony_bm_sc1720El Mitraísmo era una religión del Imperio Romano desde el siglo I hasta el siglo V d.c. Era muy popular entre los romanos, destacando a los soldados por encima de otros seguidores.

En los templos de esta religión, se encuentra la nave central, a izquierda y derecha los bancos, al frente un altar, escaleras hacia arriba, en lo alto una bóveda – tienen así el mismo aspecto que una sencilla iglesia católica.

Una de las características claves del Mitraísmo era una comida de sacrificio, la cual consistía en comer la carne y beber la sangre de un toro. Mitras, el dios del Mitraísmo, estaba “presente” en la carne y la sangre del toro, y cuando eran consumidas, se otorgaba la salvación a aquellos que tomaban parte en la comida del sacrificio. (teofagia, la práctica de comer el cuerpo de un dios).

Constantino y sus sucesores lo tuvieron fácil a la hora de sustituir la comida sacrificial del Mitraísmo en el concepto de la Cena del Señor / La Comunión Católica. Tristemente, algunos de los primeros cristianos comenzaron a añadir el misticismo a la Cena del Señor, rechazando el concepto bíblico de un simple acto de adoración y recordatorio de la muerte y derramamiento de sangre de Cristo. Recordemos que se celebraba la cena de Pascua. Nada más.

Podemos añadir, que Mitra también fue adorado tras su nacimiento.

 

Henoteísmo cristiano

 

La mayoría de los ciudadanos, dando igual a su posición social, era henoteista. Un henoteista es alguien que cree en la existencia de muchos dioses, pero solo hay uno supremo sobre los otros dioses. Por ejemplo, el dios romano Júpiter, era supremo sobre el Panteón romano. Los marineros romanos con frecuencia eran adoradores de Neptuno, el dios de los océanos.

Los militares adoraban a Marte, el dios de la guerra y algunas mujeres se encomendaban a Venus, la diosa del amor y la belleza.dioses-romanos

El paganismo romano fue fácilmente absorbido en este aspecto por la Iglesia Católica, ya que solo reemplazaron a la multitud de dioses por los Santos y Virgenes. A cada Santo se le otorga “un cargo”, amor, sabiduría, dinero, …. y como en las ciudades romanas se tenía asignado un Dios específico, la Iglesia Católica hizo lo propio con Santos y Patronos

 

Cultos y referencia paganas absorbidas por el cristianismo

 

El halo es el elemento más conocido en la iconografía cristiana desde el siglo segundo en adelante. El halo que rodea las cabezas de los santos es según la tradición cristiana un signo de ‘santidad’. Jesucristo, la Virgen María, los santos y los mártires fueron representados con un halo, pero el halo luminoso no es un invento cristiano.

aureolas-en-todas-las-religiones

aureolas en todas las religiones

El halo es un símbolo pagano que es idéntico al de los discos solares circundando a los dioses y diosas asociados con el sol.

Este símbolo significa resplandor divino, sabiduría y fuerza vital. Fue utilizado por los paganos miles de años antes de Cristo.

El concepto de orar a los santos con el fin de recibir las bendiciones también tiene sus raíces en las tradiciones ocultas paganas. No hay nada en la Biblia que nos diga qué debemos adorar a los santos, pero esta práctica está muy extendida en todo el paganismo, como ya hemos visto.

En el cristianismo, se tiene la creencia de que los santos tienen control sobre ciertos aspectos de la vida cotidiana. Si oramos a un santo o le ponemos una vela, podemos obtener su apoyo o su bendición para una buena salud, buen viaje, suerte, dinero, amor y un sinfín de cosas, dependiendo de lo que se necesite en ese momento.

El acto de suplicar a los seres sobrenaturales y pedir su asistencia fue llevado a cabo entre los paganos y se practica entre los cristianos hoy como estamos viendo.

Que el ser invocado sea un ángel, demonio, o un santo es irrelevante, ya que el principio sigue siendo el mismo.

 

San_valentino

San Valentino

-El día de San Valentín, fiesta muy popular en los días actuales en la que los enamorados celebran el día de su patrón. Esta fiesta también fue absorbida por la Iglesia Católica ya que la original tiene algunos matices que la hacía diferente.

Durante la antigüedad se celebraba en Roma una fiesta pagana dedicada a la fertilidad, llamada Lupercalia. Durante esta fiesta las mujeres esperaban ser golpeadas con látigos hechos de piel de cabras y perros, mojados en la misma sangre de estos animales, ya que creían que este ritual les otorgaba fertilidad. Todo ello acompñado de rituales sexuales para que la fertilidad se hiciera efectiva. Siglos más tarde, en el año 496, el Papa Gelasius I prohibió la celebración de Lupercalia e instauró el 14 de febrero como día de la fiesta de San Valentín. El 14 de Febrero fue la fecha en la cual murió martirizado un cristiano llamado Valentín, en el año 270 d. C.

 

– La fiesta de la Navidad, como ya sabrá la mayoría, Jesús no nació el 25 de Diciembre. Más que nada porque en diciembre por esos lares hace un frío por la noche dificil de aguantar y es temporada de lluvias.

Lucas 2:8 “También había en aquella misma zona pastores que vivían a campo raso y guardaban las vigilias de la noche sobre sus rebaños.”

Es más, incluso se desconoce el año, ya que Herodes, cuando manda matar a los niños, los manda desde recién nacidos hasta los dos años, por lo cual, de haber ocurrido nada más nacer Jesús, lo lógico sería ordenar la matanza de los niños que acaban de nacer. Además, como ya he mencionado, no se sabe ni el año, pero se sospecha que Jesús nació antes que Jesús, me explico. Herodes murió  (y esto está registrado) en el año 4 A.C., por lo cual, y viendo la orden que dió, Jesús habría nacido entre el 6 A.C. o el 5 A.C.

Pero, ¿porqué se celebra su nacimiento este día?.

Celebramos el cumpleaños de Jesús el 25 de diciembre debido a Dionisio el Exiguo, un monje que nos dijo que lo hiciéramos. En el 530 D.C. Dionisio el Exiguo, que en ese momento era también un abad y astrónomo de Roma fue ordenado a decidir una fecha para el nacimiento de Cristo. Por lo cual, él asignó la fecha que ahora se adopta y para el día y el mes, eligió deliberadamente 25 de diciembre.

¿Por qué elegir el día y el mes en particular? La respuesta es bastante simple. El 25 de diciembre era reconocido como el día del solsticio de invierno y de la Natividad del sol.

Esta fecha también era reconocida por todo el Imperio Romano como el cumpleaños de varios dioses paganos. En este día, los egipcios celebran el nacimiento de Osiris, dios de la muerte y el inframundo, y de Horus, el dios del cielo.

Para los persas era el cumpleaños de Mitra. Apolo y Hércules fueron homenajeados en este día. El dios romano Baco, conocido como Dionisio entre los griegos también se creía que había tan señalado día.

Es comprensible que la Iglesia de Roma decidiera que los cristianos celebraran el nacimiento de Cristo el 25 de diciembre. Las fechas de las principales fiestas religiosas paganas eran tan populares que el cristianismo tuvo que acomodarse a ellas.

Sin embargo, se tardó en unir a los cristianos y convencerlos de celebrar la Natividad de Jesús en este día en particular. Muchos de los primeros cristianos celebran el nacimiento de su Salvador el 6 de enero. Los cristianos armenios todavía lo hacen.

 

Conclusión

 

Jesús en ningún momento pidió que se construyera un edificio para rezar a Dios, es más, ya había templos y por lo cual, al referirse a Pedro como la persona que tenía que iniciar su credo, podría haberle dicho que construyera uno.

Jesús dijo : Yo también te digo que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella. Mateo 16:18

La palabra iglesia proviene del griego, significando reunión o asamblea de ciudadanos. En hebreo se emplea para traducir la palabra qâhâl o kahal, que se refiere a la congregación del pueblo de Israel, como por ejemplo en Salmos 22-22 : Anunciaré tu nombre a mis hermanos: en medio de la kahal קהל’ te alabaré.

Por lo cual, si volvemos a Mateo 16:18 sería así : Yo también te digo que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi kahal קהל’ pueblo o iglesia, y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.

 

Como hemos visto, Iglesia Católica hizo suyos una infinidad de tradiciones, ritos, ideales y deidades para poder así, tener adeptos y seguidores. ¿Realmente es esto lo que Jesús habría querido?

 

Fuentes:

Unsurcoenlasombra

es.catholic.net

bibliotecapleyades

Bibliaparalela

Wikipedia

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s